El domingo se disputaba en el Pabellón Pau Gasol la tercera jornada del campeonato liguero de Preferente, entre el CFS L’Alfàs del Pi y el Joventut d’Elx. El encuentro, como es lógico, estuvo marcado por el protocolo COVID-19, que contempló un aforo limitado de 80 espectadores. Pese a estas limitaciones la afición alfasina no falló y volvió a «llenar» el reciento, demostrando el gusto que hay en L’Alfàs por el futbol sala.

El equipo local salió de inicio con: Gato, Tow, Carlitos, Rubi y Pepe Torregrosa. Por su parte el equipo ilicitano partió con: Chema, Nico, Robledillo, Aarón Saborido y Pascu.

El choque comenzó con un ritmo frenético. En el minuto 2, tras una gran jugada de Robledillo, el Joventut d’Elx abría el marcador. El capitán del conjunto ilicitano realizó una pared con Pascu que, ante la salida del portero local Gato, se la cedió nuevamente a Robledillo para que este solo tuviese que empujarla para conseguir el 0-1 en el electrónico.

No tardaría mucho el equipo local en alcanzar la igualada, concretamente solo un minuto. Pepe Torregrosa robó un balón en el centro de la pista y se marchó en velocidad del defensa para lanzar un fuerte tiro desde fuera del área que detuvo Chema en primera instancia, sin embargo el rechace cayó de nuevo en los pies de Pepe. En esta situación ventajosa el pívot local batió a placer a Chema para conseguir el empate (1-1, min 3).

Sin tiempo para la espera, el CFS L’Alfàs del Pi le dio la vuelta al envite. Tras el saque de centro del Joventut d’Elx, los locales recuperaron el balón y en un saque de banda rápido de Tow lograron sorprender a los ilicitanos. Tow le cedió el esférico a Rubi para que este le diese un pase magistral a Pepe, que volvería a anotar para poner a los suyos con ventaja (2-1).

Eran minutos en que ningún equipo defendía y las malas circulaciones de balón eran aprovechadas por cualquiera de las dos escuadras para crear ocasiones de gol, así fue como llegó el 3-1 para el equipo local. Rubi aprovechó un balón que el mismo robó en el centro de la pista para conectar un fuerte disparo desde fuera del área que se colaría en la meta de Chema, que solo pudo recoger el balón de la red (3-1).

Después del gol, el Joventut sacó rápidamente de centro para sorprender a una defensa alfasina dormida. Robledillo, con un fuerte tiro, superaba la oposición del portero local y ponía el 3-2 en el marcador cuando solo se habían jugado 4 minutos de la primera parte.

En el minuto 5 una circulación del equipo visitante, donde solo con hacer una pared desmontaron a la defensa local, sirvió para que Robledillo pusiera las tablas en el marcador con un fuerte disparo desde fuera del área. El capitán del conjunto ilicitano conseguía así su tercer gol en su cuenta particular (3-3).

El reloj corría y el ritmo no decaía. El Joventut empezó a realizar una presión a todo la pista y un fallo en la circulación de un jugador local le sirvió a Pascual para robar el esférico y conseguir darle la vuelta al marcador ante la salida del portero local Gato (3-4).

Cada llegada del Joventut era gol u ocasión de gol que desbarata Gato, el equipo alfasino no estaba cómodo en la pista y su defensa no era la demostrada en anteriores partidos. Este hecho permitía al equipo visitante seguir mandando en el luminoso.

En el minuto 11 el equipo visitante cometió una falta, a unos 12 metros de la portería, que posteriormente fue castigada por los alfasinos. Carlitos se quedó con el balón para sacar la falta y, tras colocarla con mimo, empaló un zurdazo imparable que supuso de nuevo las tablas (4-4).

Tres minutos más tarde del gol del empate, un tiro lejano del equipo local, que el portero visitante Chema estaba dejando salir por línea de fondo, le daría la posibilidad a Adrián de volver a desequilibrar la balanza. El jugador azulillo batía al meta de Elche para alegría de la afición local (5-4).

Segundos después, un fallo defensivo una vez más del equipo de Iván García casi le cuesta caro. Pepe salvó el balón en la línea de gol, con un Gato ya batido, e inició una contra letal que el mismo acabó rematando para poner el 6-4 (tercero en su cuenta). Los tantos seguían llegando, ante la sorpresa de los asistentes, ya que Pascu lograba el 6-5 después de aprovecharse de un fallo de Pepe.

Así se llegaría al descanso en una primera mitad en la que el equipo local no tenia la intensidad defensiva habitual. Por su parte pudimos ver a un Joventut muy acertado en ataque, dado que sus ocasiones eran gol gracias a unos acertados Pascu y Robledillo.

La segunda parte empezó con un CFS L’Alfàs del Pi muy cambiado en defensa, imaginamos que la charla de Iván García dio sus frutos, y con un Joventut encerrado en su pista. Tres minutos después del pitido arbitral, Carlitos sacó el misil que tiene en la pierna izquierda para batir a Chema con un fuerte disparo desde fuera del área (7-5, min 23).

El Joventut comenzó a atacar tras encajar el séptimo, pero Andoni, que había entrado en esta segunda parte, impidió con 2 buenas intervenciones que el equipo ilicitano se acercase en el marcador. El partido estaba en un pañuelo, dado que el equipo local acumulaba 5 faltas en el minuto 30.

Un pase lejano desde su campo dejaría a Carlitos y Adrián solos contra el portero, donde el primero lograba el octavo con un buen zurdazo (8-5). Ante este tanto, y viendo que el partido empezaba a tomar un color azulón, la Penya Sonem a Futsal estalla de júbilo animando a los suyos.

En el último tramo del choque el Joventut también haría su 5 falta, quedando más de 9 minutos para el final. En ese momento salieron a jugar con portero-jugador en un intento de remontada pero en la primera ocasión del equipo ilicitano, Andoni detuvo el esférico y con un tiro desde su área puso el 9-5.

Cuando el partido estaba prácticamente sentenciado, una mano de Fran serviría para que el conjunto visitante dispusiera de su primer doble penalti. El capitán ilicitano, Robledillo, no falló y firmó una nueva diana tras conectar un fuerte disparo por el centro de la porteria que significaba el 9-6 (min 33).

En el minuto 34, otra gran parada de Andoni le valió para lograr el 10-6 con un nuevo disparo certero desde su porteria. Un minuto después, tras una falta cometida por el Joventut, el equipo alfasino dispuso de su primer doble penalti. Pepe Torregrosa no desaprovechó la ocasión de batir al cancerbero rival con un fuerte tiro colocado que supuso el definitivo 11-6.

Durante el choque los dos equipos se olvidaron de defender en la primera mitad pero, tras el paso por los vestuarios, el CFS L’ Alfas del Pi demostró ser un gran equipo ante un muy buen Joventut d’Elx. Por parte del equipo local destacamos a Carlitos, Andoni y Pepe, mientras que por parte visitante los mejores fueron Pascu, Robledillo y el jugador del filial Nicolas Scuckis.

Con esta victoria el equipo alfasino se pone tercero en la tabla, mientras que la escuadra ilicitana ocupa el puesto decimotercero. Los dos equipos tienen un partido menos al haberse suspendido sus duelos de la jornada 2.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here